Consejos de barrio: Cómo responder a las necesidades de empleo

Un buen empleo es necesario para la autosuficiencia y puede influir en varias áreas de la vida de la persona. No solamente permite a los miembros proveer de forma adecuada para las necesidades temporales de sus familias, sino que también les permite tener el tiempo para servir fielmente en la Iglesia. Cuando los miembros procuran encontrar o mejorar su empleo, pueden estar sufriendo financiera, emocional, física y espiritualmente.

Como miembro del consejo de barrio, puede ayudar a las personas en su barrio que están luchando con necesidades de empleo. “Todos los miembros del consejo de barrio tienen la responsabilidad general del bienestar de los miembros del barrio” (Manual 2 Administración de la Iglesia, 2010, 4.4). Cuando los miembros del consejo “se esfuerzan por estar informados de las necesidades, del bienestar y del progreso espiritual de los miembros de sus organizaciones”, así como de “los miembros que se enfrentan a problemas especiales o a circunstancias variables” (Manual 2, 4.5.1), fortalecerán al barrio en general.

El obispo Richard C. Edgley enseñó: “Hay muchas oportunidades, y son ustedes los que tienen la oportunidad y la responsabilidad de administrar los recursos del Señor” (“Ésta es su llamada telefónica”, Liahona, mayo de 2009, pág. 53). El consejo de barrio debe tomar el liderazgo al identificar las necesidades en el barrio y conectar con las herramientas y recursos a las personas que tienen problemas al buscar empleo. Al abordar regularmente las necesidades de empleo en el consejo de barrio, los barrios pueden conocer las necesidades de empleo inmediatas y a largo plazo, y ayudar a los miembros a crear planes para los desafíos que podrían surgir en el futuro.

¿Qué tipo de necesidades de empleo pudieran existir en mi barrio?

La persona que busca empleo podría necesitar ayuda si:

  • Es despedida.
  • Tiene dificultad para encontrar empleo.
  • Comienza y termina empleos con frecuencia.
  • Está subempleada.
  • No gana suficiente dinero.
  • No está utilizando todos sus talentos y habilidades.
  • Está insatisfecha con su empleo.
  • Busca hacer un cambio en su profesión, en un campo o en una empresa que tiene dificultades económicas.
  • Está recién graduada.
  • Es exmisionero(a).
  • Desea regresar a la fuerza laboral.
  • Falta a la reuniones de la Iglesia debido a su trabajo.

¿Qué pueden hacer los miembros del consejo de barrio?

Al trabajar con personas que buscan empleo, ayúdenlas a descubrir sus talentos, establecer metas y buscar recursos para elaborar un plan para el éxito vocacional continuo. Exprésenles su amor y ayúdenlas a sentir esperanza mientras trabajan en el proceso de búsqueda de empleo o cuando busquen oportunidades educativas o de autoempleo adicionales. Creen un ambiente seguro, de apoyo e inclusivo para los miembros que están luchando con el desempleo.

Los miembros del consejo de barrio podrían revisar las siguientes sugerencias de ideas sobre cómo pueden apoyar mejor las necesidades de empleo de su barrio.

Prepárense para ayudar a las personas que buscan empleo

  • Conozcan acerca de los principios de empleo tales como escribir un currículum, redes de contactos y responder preguntas de entrevistas.
  • Aprendan acerca de los recursos comunitarios para ayuda de empleo, como los grupos de redes de contactos o las agencias gubernamentales.
  • Revisen el consejo en Recursos para ministrar: Empleo y en el discurso del obispo Richard C. Edgley “Ésta es su llamada telefónica” ( Liahona, mayo de 2009, págs. 53–55).
  • Deliberen en consejo con otros líderes en la estaca acerca de cómo ellos apoyan las necesidades de empleo.

Reconozcan las necesidades de empleo

  • Analicen regularmente las necesidades de empleo en las reuniones de consejo de barrio.
  • Reciban y revisen los informes regulares del sitio web Fuentes de recursos para líderes y secretarios.
  • Inviten a los miembros a compartir las oportunidades de empleo que están buscando en la Sociedad de Socorro, cuórum, reuniones de grupo o en las páginas de redes sociales de barrio y estaca.

Atiendan las necesidades de empleo

¿Qué responsabilidades específicas tenemos los miembros del consejo de barrio?

Obispo

Cada obispo tiene la responsabilidad de buscar a los pobres, proporcionarles ayuda temporal y coordinar con el consejo de barrio para satisfacer las necesidades a largo plazo. El obispo puede atender las necesidades de empleo al analizarlas como parte regular del consejo de barrio e invitar al especialista de empleo a que informe sobre los esfuerzos de empleo. Cuando el consejo analice las necesidades del barrio, el obispo puede hacer asignaciones y dar seguimiento a los elementos de la lista anterior.

Lea más acerca del papel de los obispos en atender las necesidades de empleo.

Presidencias de cuórums y de la Sociedad de Socorro

Los líderes de grupo y las presidencias de cuórums y de la Sociedad de Socorro también tienen la responsabilidad de ayudar a las personas que buscan trabajo con sus necesidades de empleo. Los líderes y presidentes deben revisar regularmente los asuntos de empleo del barrio y analizarlos en las reuniones de consejo de barrio.

Lea más acerca del papel de los líderes de grupo, presidencias de cuórums y de la Sociedad de Socorro en atender las necesidades de empleo.

Especialista de empleo

El especialista de empleo de barrio apoya a las personas que buscan trabajo que están luchando con sus necesidades de empleo. Los especialistas de empleo deben consultar con el obispo así como con los líderes del grupo de sumos sacerdotes, del cuórum de élderes y de la Sociedad de Socorro acerca de cómo pueden ayudar a las personas que buscan empleo. Los especialistas de empleo se reúnen regularmente con las personas que buscan empleo para brindarles asesoramiento, motivación y sugerencias de recursos, empresas y mentores a quienes pueden llegar.

Lea más acerca del papel del especialista de empleo en atender las necesidades de empleo.

Comentarios y sugerencias

¿Le resultó útil?